miércoles, 17 de febrero de 2016

Medio Rey, Joe Abercrombie


















Título: Medio Rey (El Mar Quebrado #1)
Autor: Joe Abercrombie
ISBN: 9788415831600

Editorial: FANTASCY
Páginas: 384
Año publicación: 2015
Género: Fantasía, Juvenil

Valoración: ★★★
Ficha en Goodreads

"Juré vengarme de los asesinos de mi padre. Seré medio hombre, pero pronuncié un juramento entero."

Yarvi, el hijo menor del rey, nació con una malformación en una mano que ha llevado a todo el mundo, incluso a su propio padre, a considerarlo "medio hombre". por eso, en lugar de formarse como guerrero, al igual que el resto de varones de su estirpe, se ha dedicado a estudiar para convertirse en uno de los clérigos del reino. Sin embargo, en la víspera de la última prueba para ingresar en esta poderosa orden de sabios, a Yarvi le llega la noticia de que su padre y su hermano han sido asesinados. Él es el nuevo rey.

Pero tras una terrible traición a manos de sus seres queridos, Yarvi se encontrará solo en un mundo regido por la duerza física y los corazones fríos. Incapaz de llevar armadura o de levantar un hacha, deberá afilar y agudizar su mente. Cuando se junta a su alrededor una extraña hermandad de almas perdidas, descubrirá que esos compañeros inesperados tal vez puedan ayudarle a convertirse en el hombre que quiere ser.


Qué sorpresa me llevé la primera vez que escuché sobre este libro. ¿Joe Abercrombie escribiendo algo bajo la etiqueta de "juvenil"? Si le habéis leído antes entenderéis como me sentí. Ese humor inteligente, esas duras ironías, ese completo desapego y falta de fe en la raza humana, personajes realmente miserables, con vidas miserables a quienes se las complica todavía más. Esa es la marca de la casa de Abercrombie. Y vale, en Medio Rey se ha portado bastante bien al respecto, pero ya conocemos a Joe: no nos van a faltar escenas duras y cargadas de doble moralidad. Y eso es genial.

Con Medio Rey somos partícipes de una historia de superación, de crecimiento, de aprendizaje. Yarvi, el protagonista principal, tiene la mala suerte de nacer tullido, con un muñón por mano, en una familia de reyes guerreros. Tras soportar humillaciones y miradas de desprecio por parte de todo el reino, toma la sabia decisión de enfocarse a algo que pueda ir mejor con sus capacidades: dedicar su vida a la clerecía. Si no puede ser fuerte, al menos será inteligente. Qué menos. Buena jugada, Yarvi. El problema es que de la noche a la mañana acaba convertido en rey después de que asesinen a su padre y a su hermano mayor, a quienes jura vengar. Pero entonces le traicionan y acaba perdido y solo en el mundo. Su defecto físico no le ayuda, así que tendrá que armarse de toda la sabiduría e ingenio que ha ido adquiriendo gracias a su entrenamiento como clérigo para sobrevivir en un lugar donde manda el más fuerte, y sin olvidarse de llevar a cabo la venganza por sus familiares muertos.

Con un el único punto de vista de nuestro protagonista, Abercrombie nos da una lección muy importante: nos enseña a potenciar nuestras virtudes al máximo, a aprovecharnos de ellas y a no dejarnos vencer por los contratiempos que surjan, por muy duros que sean. Yarvi se ve obligado a crecer muy deprisa en un mundo peligroso y en unas circunstancias muy desfavorables, lo que le convierte en todo un ejemplo de superación. Pero sus compañeros no se quedan atrás, aunque estén más desdibujados que el personaje principal, no podían faltar las desgracias en un libro de este escritor, pues todos tienen una lucha interior que consumar, y gracias a ellos Yarvi acaba por conocerse un poquito más a sí mismo.

Me gustaría señalar que uno de los puntos fuertes de la novela es la sensación de madurez que transmite. Aun cumpliendo las categorías que la encajan en el género juvenil, está privada de sus clichés, es un fuera de lo común entre sus congéneres. A Joe Abercrombie no le gustan las niñerías, lo demuestra en cada uno de sus libros y este no es una excepción. Y tampoco es un libro estrictamente de fantasía, pues aunque en el mundo de El Mar Quebrado no faltan las historias de elfos, realmente no se hace uso de ningún tipo de magia ni poder sobrenatural, sino que se trata más bien de una adaptación de la sociedad vikinga en un mundo imaginario.Toda la acción transcurre al rededor de un mar circular donde  no faltan los saqueos, las rencillas entre los jefes locales, los piratas, los esclavos, ni las hachas. 

La novela está dividida en cuatro partes, y aunque al principio goza de un ritmo regular y pausado, sin grandes altibajos, conforme nos vamos acercando al final va ganando fuerza paulatinamente hasta llegar a un desenlace con un par de giros vertiginosos que personalmente me han dejado muy satisfecha. Estamos pues ante una novela "bien", con mejor final. ¡Y qué importantes son los finales! No importa como se empieza algo, sino como se termina.


Medio Rey es un buen inicio de saga, que nos presenta un personaje atípico, con una gran tara física pero con una muy interesante inteligencia que la compensa, y que seguro que da mucho más de sí en el resto de la trilogía. Tanto él como el mundo en el que vive. Una historia que nos va a enseñar un poquito más sobre la vida y que nos va a dar el valor para seguir adelante, por muy negras que veamos las cosas.

★★★



¡Muchas gracias a Fantascy por el ejemplar!