sábado, 19 de septiembre de 2015

El océano al final del camino, Neil Gaiman

Título: El océano al final del camino
Autor: Neil Gaiman
ISBN: 
9788499186573
Editorial: ROCA EDITORIAL
Páginas: 240
Año 1ª publicación: 2013
Género: Fantasía

Valoración: ★★★

El Océano al final del camino, de Neil Gaiman, autor de otros libros de la narrativa extranjera como American Gods o Los hijos de Anansi, es una novela sobre el recuerdo, la magia y la supervivencia; sobre el poder de los cuentos y la oscuridad que hay dentro de cada uno de nosotros. Gaiman es el único autor que ha ganado los cuatro premios más importantes de literatura fantástica: Hugo, Nebula, Stoker y Locus. Lo que en un principio iba a convertirse en una historia corta, Gaiman lo transformó en una novela en toda su extensión, su primera obra para adultos desde Los hijos de Anansi. En El océano al final del camino, la imaginación es la principal baza, como en toda la obra de Neil Gaiman, personificada en un niño de siete años que descubre sin quererlo el secreto sobrenatural de una familia vecina.




Esta no va a ser una reseña normal. Quiero hablar de sensaciones.
Hace tiempo que leí este libro, pero me parece que reseñarlo ahora es lo más sensato que podía hacer, pues cuando lo terminé, no entendía nada. Me pareció una lectura surrealista y sin sentido, una ida de olla de Gaiman, pero claro, cuando me embarqué en su lectura no tenía una idea clara de lo que podía esperar entre las páginas, ¿y qué me encontré? Una novela mística en la que continuamente se mezclan fantasía y realidad con un montón de magia y criaturas cuyos comportamientos no tenían sentido para mi. Muy ambiguo todo, Gaiman nunca dice nada a las claras, se limita a narrar y tú ya atas cabos y piensas lo que te de la gana sobre esos fantásticos hechos.


A grandes rasgos podemos decir que una persona adulta visita el lugar donde vivía en su niñez y empieza a recordar cosas, y las cosas que recuerda son cada vez más extrañas. Recuerda la leche, una anciana, una niña que le decía que había un océano que en realidad era un estanque... y sus aventuras con esta pintoresca familia de "vecinas" que más parecen de otro mundo. El protagonista (y también narrador), las Hempstock, su padre y una tal Úrsula que va a "cuidar" de él son los protagonistas de la historia, y poco más voy a decir ya que me acuerdo poco y de lo que me acuerdo son spoilers para quienes no lo hayáis leído.

Con un tono mágico y ambiguo, la escritura no deja de ser sencilla, se trata de un librito corto para... ¿adolescentes? No. Creo firmemente que El océano al final del camino es un libro para niños grandes. Creo que el punto fuerte del libro, lo que se esconde detrás de la psicodélica historia y lo que realmente nos quería decir Neil con ella, es que cuando somos pequeños vemos las cosas como si fuesen una odisea, como si fuesen gigantes y nosotros muy pequeños, lo recordamos todo con esa especie de nebulosa mágica que vuelve todo lo que hicimos, por poco que fuese, en algo grande. Cada problema y cada victoria, cada una de nuestras acciones se magnifican con el tiempo. Pero, cuando vuelves a revivirlas, te das cuenta de que en realidad no eran para tanto ¿o sí?. "Aquello no fue tan grande realmente, pero sí lo fue, porque lo hice yo".  Es como una especie de bofetón de realidad.



El océano al final del camino es un libro que nos enseña el encanto y el desencanto de crecer. Que habla de nostalgia y de recuerdos, que hace incapíe en la singular visión que los niños tienen de las cosas, esas cosas que solo ellos pueden ver. Y que nos enseña que, efectivamente, los adultos no existen, son solo apariencia.